Llevar a cabo una identidad tan personal fue un gran reto para nosotros. Una cosa teníamos clara: “No dejaríamos perder la esencia de Rubén en este proyecto”.

 

Nuestra apuesta en la resolución de la imagen de marca es en definitiva él: Rubén Fenollar. Un reputado chef especializado en arroces conocido también por su cocina fusión entre tradición y vanguardia. Una apuesta por la sencillez, elegancia, flexibilidad y movimiento.

Volver arriba